PAÑALES DE TELA PARA BEBÉS RECIÉN NACIDOS

 

Os voy a hablar de qué sistemas de pañales de tela para recién nacidos son más prácticos y económicos cuando los cambios de pañales en los primeros meses son constantes.

Los bebés recién nacidos hacen poca cantidad de pis pero muy a menudo y según van creciendo van haciendo más cantidad de pis pero la frecuencia se alarga; esto implica que se necesita mucha más cantidad de pañales de tela pero no hace falta que absorban mucho. La cantidad diaria que se necesita de pañales de tela para recién nacidos es entre 10-12, así que si lavas pañales de tela todos los días necesitarás entre 20-24 pañales reutilizables y añadir 10-12 pañales de tela más por cada día sin lavar. A partir de los tres meses los cambios de pañales de tela se van reduciendo a 6-7 al día.

 

Así que pensaréis... ¡qué barbaridad de inversión y cantidad de pañales de tela en recién nacidos!

Cantidad sí, pero inversión en pañales de tela para un recién nacido no es necesario tanta si seguís mis recomendaciones. Para los tres primeros meses del bebé, suelen hacer deposiciones en cada toma y orinar poca cantidad pero muchas veces, el sistema más aconsejable para invertir en pañales de tela en recién nacidos son los pañales de gasas, algún pañal predoblado y cobertores. Inversión si lavas todos los días:

Según crezca el bebé los pañales de gasas ya no servirán a vuestro bebé, pero las gasas plegadas con forma de absorbente las podrás utilizar para completar la absorción de otros pañales de tela. Y cuando tu peque crezca las puedes utilizar como trapo para limpiar.

¡Pañales de gasa!, ¡vuelta a los pañales de picos de antes!

Sí, es el único pañal de tela que se parece a los pañales de antaño pero con la comodidad del cobertor (para darle impermeabilidad al pañal de tela) y de que hoy en día existen las lavadoras que facilitan el trabajo de lavar a mano y de hervir los pañales lavables para desinfectar.

Los pañales de tela de gasa y predoblados para recién nacidos forman parte de la categoría de pañales planos dentro del sistema de pañal de tela de dos piezas. Los pañales de gasas son un sistema muy económico y de secado muy rápido, por eso es la mejor opción para los primeros meses del bebé.

Ahora está muy de moda a la venta los pañales de gasa para recién nacidos fabricados en bambú pero son el doble de caros que los pañales de gasa de algodón convencional. El bambú es un material imprescindible en los pañales de tela por su alta capacidad de absorción, pero en los pañales de tela de gasa para recién nacidos no se necesita tanta absorción.

 

 

¡Mis consejos para comenzar con los pañales de tela para recién nacidos!

  1. No hay que presionarse desde el primer día en utilizar pañales de tela para el bebé. Después de dar a luz a las mamás se nos produce una revolución hormonal que no sabes como vas a estar de estado de ánimo; añadir el cansancio de no descansar bien por las noches, ya que los recién nacidos suelen dormir mucho pero no muchas horas seguidas; si apuestas por la lactancia la preocupación de que todo vaya bien… etc., ¡ya ves puedes ser algo abrumador el primer mes!. Así que es mejor que empecéis poco a poco combinando con los pañales desechables, entre papá y mamá podéis ir empezando a utilizar algún pañal de tela durante el día no tiene que ser todo los cambios, e ir aumentado la utilización de pañales de tela según os vayáis sintiendo más cómodos, poco a poco el uso de pañales de tela para vuestro recién nacido habrá entrado en vuestra rutina. Existen pañales desechables biodegradables más saludables y ecológicos si queréis ir empezando a alternar el uso de pañales de tela con éstos. Y os aconsejo no utilizar pañales de tela en recién nacidos los primeros días hasta que no echen todo el meconio, pues dejan unas manchas muy difíciles de quitar.
  2. No compréis pañales de tela para recién nacidos unitalla, les suelen venir muy grandes, les abulta mucho y no les suele quedar bien ajustado a los muslos habiendo escapes por esa zona. El pañal rellenable Charlie Banana unitalla (3-16 kilos) con su sistema de elásticos en los muslos y depende de la anatomía de bebé suele adapatarse bastante bien a recién nacidos, puede ser una opción comprar algún pañal Charlie Banana para ir probando algún otros sistema junto con las gasas y al dejarlo preparado es como un pañal desechable que para tus salidas fuera de casa puede un sistema muy fácil y práctico de utilizar.
  3. Probar 2 ó 3 materiales en contacto con la piel de vuestro bebé y tipos de cierre. A parte de apostar por utilizar los pañales de tela de gasa o pañales predoblados sin mucha inversión, podéis tener algún sistema de pañal de tela para recién nacidos por talla así probáis otros materiales a parte del algodón y tipos de cierre (velcro y snaps) como: Todo en Uno ImseVimse (algodón orgánico y forro polar), Rellenable AnyHour (forro polar), Rellenable Mobile Hour (forro polar), Ajustados Bambinex (bambú), Ajustados ImseVimse (algodón orgánico). De esta forma según vaya creciendo vuestro bebé y necesite más absorción que los pañales de gasas, habréis probado distintos materiales, cierre con snapss o velcro y sistemas de pañales de tela, entonces ya es cuando podéis empezar a decidir y comprar pañales de tela que se adapten mejor a vuestro bebé y a vuestras necesidades.

 

¿Y a vosotros qué pañal de tela para recién nacido os gusta más?

 

Comentarios

Danos tu opinión

Los campos con * son obligatorios.